El Sol

viernes, enero 25, 2013

Ciudad en llamas

Entre el bochorno de la gran ciudad
el humo de la tierra se expande al cielo,
un cielo gris, plomizo
y de vez en vez azul rojizo

La ciudad llueve 
y el caminante, se empapa de sudor
Es su camisa blanca,
símbolo del gran oficio del trabajador

Llueve la ciudad,
y en cada esquina: un espejismo.

Canta la ciudad...
y allá, en el horizonte del sonido
los perros ladran con aullido.

No hay comentarios: